Cada historia de amor tiene un principio. En este sentido, nuestra relación de amor con el sudeste asiático empezó con Singapur. Esta pequeña ciudad-estado fue el inicio de todo. Fue donde vimos claro que recorrer el mundo era nuestra pasión. Es por eso que, junto a Malasia, siempre tendrán un lugar muy importante en nuestro corazón. Pero, más allá de sentimentalismos, en este artículo te vamos a recomendar nuestros imprescindibles que ver y hacer en Singapur.

Actualmente, Singapur es conocido por ser uno de los centros financieros a nivel mundial. Para nosotros, Singapur simboliza perfectamente un puente entre Europa y el sudeste asiático que pasa por China. Es innegable el pasado colonial de Singapur, se percibe en alguno de sus edificios de época colonial pero también en otros detalles como que uno de los idiomas oficiales de Singapur sea el inglés. Es también innegable la gran influencia china en Singapur teniendo en cuenta que la mayoría de habitantes de Singapur son de origen chino. Por ende, si le sumas lo anterior al hecho que nos encontramos en pleno sudeste asiático. Todo este cóctel te da por resultado una sociedad tan vibrante como la singapurense.

Por otro lado, he leído que para mucha gente que Singapur está sobrevalorada, que es carísima o que no vale la pena pasar más de un día visitándola. Todos tenemos nuestras opiniones y todas son válidas. Sin embargo, respecto a Singapur tengo que admitiros que no estoy de acuerdo con dichas opiniones. Es cierto que es un país algo más caro que el resto del Sudeste asiático, sobretodo, en lo que se refiere al alojamiento. Pero más allá de eso, tienes muchas maneras de ajustar tu presupuesto para no perderte ninguno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur. Así que sin más dilación, os vamos a presentar lo que no os podéis perder en vuestro viaje a esta ciudad-estado.

1. Marina Bay

Vistas de Marina Bay por la noche

En mi opinión, Marina Bay representa muy bien la ciudad moderna y cosmopolita en la que se ha convertido Singapur. Con singulares edificios como el Hotel Marina Bay Sands, el edificio en forma de flor de loto, el edificio de Louis Vuitton o el edificio con forma de durian, Marina Bay es un lugar al que debes acudir sí o sí en tu visita a Singapur.

Lo ideal, bajo nuestro punto de vista, es que acudas al atardecer. Así, podrás disfrutar tranquilamente de la zona mientras ves a los singapurenses hacer su footing y paseando por la zona. Así, también podrás ver Marina Bay tanto de día como de noche. Otra de las cosas que no te puedes perder es el show de luces que hay cada día a las 20h00 y a las 21h30.

Además, del otro lado del Marina Bay Sands, podrás visitar el famoso Merlion. Esta criatura mítica que tiene cabeza de león y cuerpo de pez es la mascota oficial de Singapur. También, es lugar de las míticas selfies para Instagram en las cuales el Merlion te está escupiendo agua en la boca. Y aunque nos duela reconocerlo, hemos sido víctimas del postureo y nos hemos pasado nuestros 20 minutos tomando fotos Instagrameables.

En definitiva, Marina Bay es el lugar perfecto para acabar un día de visita y es uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur. Además, si tienes un buen bolsillo, en esta zona podrás encontrar muy buenos restaurantes y bares para tomar algo en un entorno espectacular. Si no tienes tan buen bolsillo, no te preocupes porque en el Marina Bay Sands hay un centro comercial con un food court con una gran oferta gastrónomica, al cual fuimos un par de veces.

2. Gardens by the Bay

Cuando viajamos, solemos tener esa tendencia inexplicable a buscar lo «auténtico» y lo antiguo. Pero en ciertos lugares, como es el caso de Singapur, lo realmente «auténtico» es la modernidad y la capacidad de innovación que han transformado por completo a esta ciudad-estado.

Buena muestra de ello es Gardens By the Bay, un ejemplo mundial de modernidad y de sostenibilidad. Este enorme parque tiene mucho que ofrecer en un entorno realmente sorprendente y único en todo el mundo.

Para empezar, lo que hay que destacar y una de las razones por las que habremos llegado hasta estos jardines son sus super árboles. Estas estructuras en forma de árbol de entre 25 y 50 metros de alto son, en realidad, un jardín vertical. Éste se riega mediante la recogida del agua de lluvia y la tecnología implantada en estas estructuras. Tecnología e innovación al servicio de la sostenibilidad. Además, si te interesa ver los árboles desde arriba y tener unas vistas fantásticas de Singapur, puedes subir al OCBC Skytree. Lo único que tienes que tener en cuenta es que si hace mucho viento o llueve es muy probable que se encuentre cerrado.

Otro de los lugares que no te puedes perder en Gardens by the Bay son sus dos domos. El Flower Dome cubre 1.28 hectáreas con tres grandes invernaderos que se encuentran a diferentes temperaturas. Todo ello porque en este lugar, se conservan plantas y flores de los cinco continentes. Incluyendo olivos con más de 1000 años. Por otro lado, está el Cloud Forest, en este caso es un conservatorio que emula las condiciones de un bosque nuboso. Con una especie de “montaña” de 35 metros, en este domo se conservan plantas endémicas de este tipo de bosques.

Por nuestra parte, disfrutamos tanto del OCBC Skytree y del Cloud Forest. Ambas experiencias fueron maravillosas. Pero, si me tuviera que quedar con alguna, sería sin duda con el Cloud Forest. Es sencillamente sorprendente. Vas subiendo por la montaña artificial a través de las plataformas y vas sintiendo el cambio de temperatura, observando los diferentes tipos de plantas. Además, desde arriba también tienes unas buenas vistas del Marina Bay Sands. Y, por último, antes de irte te muestran un vídeo en el cual te explican que el cambio climático está afectando a los bosques nubosos. De cierta manera, ese último video te empuja a tomar acción y que intentes ser más sostenible en tu día a día.

En definitiva, da gusto ver cuando la innovación tiene una finalidad concreta y no son proyectos que lo único que venden es humo como suele pasar en algunos lugares que conocemos bien.

Horarios:
Precio de la Entrada OCBC Skytree: 8$SGD
Entrada 2 Duomos: 28$SGD
Entrada 1 Duomo: 20$SGD
Parada de metro más cercana: MRT Bayfront

3. Chinatown

Como ya hemos dicho en la introducción de este post, la mayoría de habitantes de Singapur son de origen chino. Esto tiene su influencia en la importancia que hay en Singapur respecto a la cultura china. Buena muestra de ello es Chinatown. Este enorme barrio que se encuentra al lado del distrito financiero es mi barrio preferido de todo Singapur.

Nos encanta ir a Chinatown por la mañana, desayunar unas Kaya Toast y después ir adentrándonos por las calles menos conocidas del barrio para poder ver el día a día de la gente. Pero, más allá de nuestros gustos personales, en Chinatown encontrarás de todo. Numerosos restaurantes de todo tipo, tiendas de souvenir y casas de té maravillosas donde tomar un postrecito después de comer. Además, nos gusta mucho pasear por la zona y ver el ambiente que se respira, ver a los señores mayores jugar a cartas o a otros juegos de mesa. Todos esos pequeños detalles que marcan la diferencia y que le dan vida a la ciudad.

Por otro lado, Chinatown también cuenta con dos lugares que no te puedes perder. Por un lado, el Buddha Tooth Relic Temple, un templo budista chino de estilo Tang que tiene influencias del norte de China. Queriendo mostrar o ser un reflejo de la importancia de la inmigración china. Más allá de la belleza estética del templo, lo que más disfrutamos fue su ambiente al entrar. La gente dejando sus ofrendas y la espiritualidad que se respiraba en el ambiente. Ese tipo de sensaciones que son demasiado complicadas para describirlas en palabras pero que son las que nos enganchan tanto al viaje.

Justo en frente de este templo, se encuentra el segundo lugar que no te puedes perder en Chinatown: el Maxwell Food Centre. Éste es uno de los sitios imprescindibles que ver y hacer en Singapur. Se trata de uno de los principales y más conocidos hawker centres. Aunque explicamos en detalle nuestra experiencia en este hawker centre en nuestro artículo sobre los mejores lugares en los que comer en Singapur. Aquí podrás encontrar una gran variedad de comida deliciosa a muy buenos precios. Una buena manera de ahorrarse un dinerillo y hacer un poco más barata tu visita a Singapur.

4. Sultan Mosque

Si bien la mayoría de habitantes de Singapur tienen origen chino, Singapur es un país cuya religión oficial es el islam. Es por ello que, a lo largo de esta ciudad-estado, podrás ver varias mezquitas que indican la llamada a la oración a las horas en las cuales se deba proceder al rezo.

Sin embargo, en tu visita a Singapur no te puedes perder la Sultan Mosque, uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur. Esta mezquita que se encuentra en el barrio de Kampong Glam, fue construida en 1824 por el Sultán Hussein Shah. Actualmente, con sus cúpulas doradas y su arquitectura indo-sarracena es uno de los iconos de Singapur.

Si empiezas tu viaje conociendo la zona de Marina Bay y de Chinatown, te parecerá extraño estar en esta zona de la ciudad y ver un templo de este tipo. En mi opinión, esta multiculturalidad es la que hace de Singapur un lugar tan especial y bonito de ver. Además, lo bueno que tiene esta mezquita es que se puede visitar. Eso sí, tienes que ir tapado/a para entrar. En el caso que andes con pantalones cortos y camiseta corta o sin mangas, están preparados para dejarte prendas que te cubran.

En mi opinión, por dentro la mezquita no es tan espectacular como por fuera. Pero lo bueno que tiene es que hay paneles explicativos en relación con el islam. Además, una señora bien amable nos explicó curiosidades sobre el islam y le pudimos hacer toda una serie de preguntas a las cuales nos contestó con una amabilidad increíble. ¡Qué privilegio poder conversar con personas de carne y hueso de otros lugares del mundo!

Al salir de la mezquita, no te puedes perder Arab Street y las calles subyacentes llenas de bares, restaurantes de comida árabe y sobretodo de arte callejero.

5. Hartarte a comer en Singapur

Singapur es uno de los mejores lugares en el mundo para comer. No lo digo solo yo sino que también lo dicen chefs de reconocido prestigio como Dabiz Muñoz y muchos otros gastrónomos. Por ende, hartarte a comer en Singapur es, sin duda, uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur.

En este sentido, disfrutar de la gastronomía en Singapur es casi como una obligación para todo el que visita esta ciudad-estado. Además, en este caso, la economía familiar no está reñida con las posibilidades que tengas de disfrutar de buena comida en Singapur. De hecho, aquí se encuentra el restaurante con estrella Michelin más barato del mundo.

El hecho de que en Singapur vivan chinos, malayos, indios y muchos expatriados europeos hace que en esta ciudad se pueda comer de todo y muy bueno. Basta ir a cualquiera de los hawker centre que hay en cualquier parte para darte cuenta que platos que pagas a 2$SGD los pagarías a más del triple en cualquier otro lugar de Europa o de Latinoamérica.

Si quieres saber más de la experiencia de comer en Singapur, hemos escrito un artículo sobre los mejores platos que comer en Singapur. Eso sí, antes de leerlo, asegúrate de haber comido algo antes.

6. Little India

Si te da miedo ir a India porque está muy sucia o porque tienes miedo de lo que te puedes encontrar. Visitar Little India te puede dar una idea muy descafeinada de lo que puede llegar a ser India.

Sin ser extremadamente sucia, es cierto que es quizás la única zona de la ciudad que no vimos tan impoluta como el resto. Aún así, vale la pena adentrarse por las calles de Little India para ver sus casas de colores. Observar el ir y venir de la gente e incluso, hacer algunas compras en algunas de las tiendas souvenirs que encontrarás por la zona.

Tras visitar la Sultan Mosque en nuestro segundo día en Singapur, nos dirigimos hacia Little India sin ningún tipo de ruta definida. Caminando por las calles que nos parecían más interesantes llegamos hasta Sri Veeramakaliamman Temple. Vimos que se podía entrar así que con algo de vergüenza decidimos descubrir uno de estos templos por dentro. Fue nuestra primera experiencia en un templo hindú. No os vamos a mentir, no entendíamos nada. Justo en el momento en el que fuimos se estaba llevando a cabo una celebración en la cual tiraban leche encima de una “estatua” de alguna deidad cuyo nombre desconocemos. Ojalá hubiéramos podido tener más conocimiento sobre la religión hinduista y lo que estaba aconteciendo en ese momento. De esas experiencias de viaje que no sabes porque estás ahí pero que son vivencias que jamás vas a volver a olvidar.

Después de esta extraña experiencia, nos dirigimos hacia el Tekka Centre para comer algo. En esta especie de mercado o centro comercial, podrás encontrar cualquier tipo de prenda típica de india como saris, calzado y todo lo que te puedas imaginar. Pero, también tiene una zona estilo hawker centre, en la cual disfrutar de una deliciosa comida.

Por último, si tienes más tiempo por Little India, una visita que se nos quedó pendiente fue al Indian Heritage Centre en el cual explican la importancia y las consecuencias de la inmigración india para la historia de Singapur.

7. Orchard Road

La 5ª Avenida de Singapur, Orchard Road es conocida por albergar los mejores centros comerciales de la ciudad. Así como, algunas de las tiendas más lujosas. Toda una calle en la que puedes ir de centro comercial en centro comercial sin parar.

Para los amantes de las compras, es un lugar que os recomiendo porque a parte de las marcas que se pueden encontrar en todas partes del mundo. Lo bueno que tienen los centros comerciales en Orchard Road es que también puedes encontrar otras marcas a las que no estamos tan acostumbrados.

Además, como ya hemos dicho en más de un artículo, los food court de los centros comerciales en Asia son una auténtica pasada. Comida de todo tipo y de una muy buena calidad. En nuestra opinión, son lugares perfectos para aquellas personas que quizás son menos atrevidas de comer en la calle pero que quieren probar la comida típica del lugar que visitan.

En definitiva, si tienes más de un día en Singapur, caminar de arriba a abajo de Orchard Road es uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur que nosotros no nos perderíamos.

8. Oferta cultural de Singapur

En mi opinión, una ciudad moderna y que se considera innovadora debe hacer también una férrea apuesta por tener una oferta cultural a la altura. Es lo que sucede en Singapur, varios tipos de museos y la gran mayoría de una excelente calidad.

Por nuestra parte, en la primera visita que hicimos en Singapur, optamos por visitar el Museo Nacional de Singapur (MNS). A parte de que se encuentra en un edificio colonial precioso, te cuenta toda la historia de Singapur de manera interactiva y muy amena. Para nosotros, uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur. De hecho, después de visitar este museo, al entender la historia de Singapur pudimos disfrutar mucho más de todo lo que nos ofreció uno de nuestros lugares en el mundo.

Otro de los museos que no te puedes perder y más si viajas con niños es el ArtScience Museum. Éste se encuentra en Marina Bay, en el impresionante edificio con forma de flor de loto. Como su propio eslogan lo indica, se trata de un lugar donde el arte se fusiona con la ciencia. Una exhibición en la cual a través de varias instalaciones interactivas te vas adentrando en los mundos del arte y de la ciencia.

Por último, para los amantes del arte, el Museo de Arte de Singapur (SAM) es una excelente opción. Se trata de un museo de arte contemporáneo que muestra obras de artistas sobretodo procedentes del sudeste asiático. Para los amantes de este tipo de arte, os lo recomiendo muchísimo. Además, suelen tener exposiciones temporales muy chulas. Así que antes de ir, verifica en su página web las exhibiciones del momento.

9. Distrito financiero

Estatua en el distrito financiero
Plaza en el distrito financiero. ©Nimman

Para personas como nosotros que no hemos vivido durante mucho tiempo en grandes ciudades más allá de un año en Ciudad de México y otro año en Madrid. Estar en grandes ciudades con sus rascacielos siempre nos parece algo imponente y nos encanta.

Particularmente, estar rodeado de rascacielos lejos de agobiarme, constituye para mí como una especie de escenario de película en la cual estoy inmerso en una gran ciudad. Me permite ver otro tipo de personas y de comportamientos del día a día de un trabajador de oficina en una gran ciudad que no estamos tan acostumbrados a ver.

Más allá de recomendarte lugares específicos, lo mejor es que te vayas perdiendo por este distrito que se encuentra justo entre Marina Bay y Chinatown. Por lo que, es bastante seguro que pases por aquí en tu visita a Singapur. Además, si vienes por la noche, tal y como te indicamos en los mejores lugares que comer en Singapur, no te puedes perder los satay de esta zona de la ciudad.

10. Clarke Quay y Boat Quay

Si ya estás al final del día y aún tienes el cuerpo para algo más de marcha, Clarke Quay y Boat Quay son tus lugares ideales. Éstos se encuentran muy cerca del Distrito Financiero. Por ende, son los lugares escogidos por los singapurenses para llevar a cabo sus afterworks.

Se trata de dos zonas con mucho encanto para pasear durante el tardecer. En las cuales encontrarás muchísimos restaurantes y bares para cenar y/o tomarte una copa. Eso sí, si eres una persona como yo a la cual los mosquitos adoran. Asegúrate de echarte repelente porque al encontrarse en una zona con agua, suele haber bastantes mosquitos. En definitiva, uno de los imprescindibles que ver y hacer en Singapur en lo que tiene que ver con el ocio nocturno.

Hasta aquí nuestros 10 imprescindibles que ver y hacer en Singapur con base en nuestra experiencia durante nuestras dos visitas a esta ciudad-estado. Como habréis podido percibir, nos encanta Singapur. Uno de los lugares del mundo en los que podríamos instalarnos tranquilamente. Un lugar que ha pasado en 50 años de ser un lugar subdesarrollado a ser uno de los polos económicos a nivel mundial. Además, siempre será un lugar especial porque fue el primer lugar que visitamos en el sudeste asiático y nuestra puerta de entrada de nuestra ruta de 18 días por Singapur y Malasia.

6 Comentarios

  1. Pingback:Ruta por Malasia y Singapur en 18 días: un primer viaje perfecto - Nimman

  2. Pingback:2 días en Abu Dhabi: descubriendo la perla de oriente - Nimman

  3. Pingback:Resumen viajero de 2020, un año no tan horrible - Nimman

  4. Pingback:18 días de ruta por Malasia y Singapur: un primer viaje perfecto - Nimman

  5. Pingback:Visitar Seúl en 2 días: todo lo que tienes que saber - Nimman

  6. Pingback:Qué ver y hacer en Seúl en 1 día: primeras impresiones - Nimman


Warning: sprintf(): Too few arguments in /home/u673504123/domains/nimmantravel.com/public_html/wp-content/themes/wpzoom-derive/comments.php on line 82

Deja tu comentario, nos dará mucho gusto leerte

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.